Los mejores lugares para pedalear en Chile

Hace algunos años, nuestro país lideró un ranking elaborado por el portal Cycling About, donde se escogieron los 10 mejores lugares en el mundo para recorrer en bicicleta. Superando entre otros a países como China, Estados Unidos, India y Turquía, Chile fue descrito por quienes votaron como “un paraíso donde la naturaleza reina” y su enorme variedad de paisajes.

De norte a sur, de este a oeste, nuestro país ofrece una lista inmensa de destinos que puedes descubrir y recorrer montado en una bici. Sea en el desierto, en la costa, en la Patagonia e incluso en la Cordillera de Los Andes, en Chile siempre habrá un lugar ideal para lanzarte a la aventura.

Porque, como alguna vez dijo JF Kennedy, nada es comparable al sencillo placer de dar un paseo en bicicleta, aquí les dejo mi ranking con las cuatro mejores rutas para conocer Chile pedaleando.

Carretera Austral

Ciclismo en la Carretera Austral

Es, qué duda cabe, una de las rutas más hermosas de Chile. Bosques milenarios, ventisqueros colgantes, lagos y caudalosos ríos te acompañarán a lo largo de esta exigente travesía, reservada para los más preparados y aventureros. Si eres uno de ellos, debes tener en consideración que, además de la exigencia física, es altamente probable que a lo largo del viaje debas enfrentar lluvias torrenciales, vendavales y bajas temperaturas. Pero, créeme, el esfuerzo vale pena.

San Pedro de Atacama

Ciclismo en San Pedro de Atacama

Como escuché alguna vez por ahí, la bicicleta y San Pedro se llevan bien. No son muchos los lugares en Chile donde el turista tenga tantos atractivos naturales al alcance de la mano. San Pedro es un lugar tan alucinante, que no es necesario embarcarte en una extensa travesía para disfrutar de sus tesoros. Muchas veces, sólo necesitas de una botella agua, bloqueador solar, un gorro y una bici.

El Valle de la Muerte parece un lugar de otro planeta, como sacado de una vieja película futurista. Sus extrañísimas formaciones rocosas, sus escarpadas quebradas y la variedad de sus colores dan vida a uno de los atractivos naturales más asombrosos de Chile. Y la mejor forma de descubrirlo es, como deben imaginar, arriba de una bicicleta. Son sólo 10 minutos de pedaleo, bajo un sol aplastante, sí, pero apto para todo tipo de personas.

Un poco más distante, pero igualmente abordable, es el Valle de la Muerte. Desde el pueblo, son cerca de 40 minutos de pedaleo en dirección suroeste, una travesía donde tendrás que enfrentar el rigor del desierto más árido del mundo. Una vez allí, podrás deleitarte con paisajes increíbles, como sus singulares formaciones rocosa y su extenso campo de dunas.

Otro rincón imperdible de San Pedro es la “Garganta del Diablo”, un angosto cañón lleno de laberintos de piedras enclavado a los pies de la Cordillera de Sal. En los alrededores hay sitios de interés arqueológico y un antiguo pucará. Esta travesía es un poco más exigente, ya que el recorrido es de aproximadamente dos horas.

Araucanía precordillerana

Ciclismo en la Araucanía Precordillearana

Lonquimay, una hermosa comuna enclavada en la zona andina de la región de la Araucanía, es el punto de partida para increíble aventura en bici, en la que te adentrarás en milenarios bosques de araucarias y con una vista privilegiada de los volcanes más imponentes del sur de Chile. Esta aventura, que tiene una extensión de 12 kilómetros, comienza en la ex estación de trenes de El Manzanar y concluye en Malalcahuello.

Rapa Nui

Ciclismo en Rapa Nui

Con sólo 166 kilómetros cuadrados de superficie, Rapa Nui es el destino ideal para quienes disfrutan de los paisajes arriba de una bici. Todas las rutas comienzan en de Hanga Roa, donde por algo más de 12 mil pesos puedes arrendar una. Como la distancia entre el pueblo y los principales destinos es corta, perfectamente puedes visitar dos e incluso tres lugares.

Una de las más populares es la ruta que te lleva hasta Rano Kau, el mayor cráter volcánico de la isla. Sólo seis kilómetros separan este lugar de Hanga Roa. Sus 324 metros de altura lo convierten en destino accesible para quienes tienen una buena condición física.

Si quieres ir a disfrutar de la playa, nada mejor que pedalear los cerca de 20 kilómetros que separan a Hanga Roa de Anakena, todo por un camino pavimentado, sin hoyos. Estando ahí, no puedes perderte el Ahu Nau Nau y el Ahu Ature Huki, y mucho menos la playa más hermosa de la isla: Ovahe.

Otro imperdible es la ruta hasta el Maunga Terevaka que, con sus 511 metros de altitud, es el punto más alto de la isla. Al ser una zona en recuperación, la única manera de acceder es caminando o en bicicleta. Son nueve kilómetros de tranquilo pedaleo, que evidentemente se complica cuando enfrentas al tramo final. Es un desafío que exige esfuerzo y aplomo, pero con un gran premio: tener una panorámica en 360° de Rapa Nui.

Los mejores lugares cerca de Santiago para practicar “Birdwatching”

Con más de 500 especies de aves nativas distribuidas de norte a sur, nuestro país es un verdadero paraíso para quienes alucinan contemplando la estilizada belleza de estos animales.

No mucha gente lo sabe, pero en Chile existe una comunidad de más de 25 mil personas que practican birdwatching, una actividad con un potencial turístico enorme, que sólo en Sudamérica recibe anualmente a cerca de 50 mil turistas.

Conectarse con la naturaleza de una forma distinta, con el sencillo objetivo de contemplar y aprender sobre nuestra fauna. En eso consiste el aviturismo, una actividad que está en constante crecimiento y que se puede se puede realizar en cualquier época de año.

Si vives en la zona central y eres amantes de las aves, aquí te dejo una guía con los mejores lugares donde practicar birdwatching cerca de Santiago.

Humedal de Cáhuil

Birdwatching en el Humedal de Cahuil

En la desembocadura del río Nilahue, a 60 kilómetros al sur de Pichilemu y a 177 de Santiago, se encuentra el Humedal de Cáhuil. Declarado por la CONAF como reserva en 2008, en este ecosistema híbrido (unido por aguas dulces y saladas) residen 46 especies de aves, entre las que destacan el cisne coscoroba, el pato colorado, el perrito y el rayador.

Este bofedal cuenta infraestructura de primer nivel para realizar las observaciones, con pasarelas y miradores distribuidos en diferentes puntos. Esta actividad la puedes complementar visitando las piscinas donde se produce sal de mar, un oficio centenario, que vale la pena conoce.

¿Cómo llegar?

Desde Santiago, debes tomar la ruta 68 en dirección a Pichilemu. El Humedal se encuentra justo detrás de las Salinas.

Humedal de Mantagua

Birdwatching en el humedal de Mantagua

A 90 minutos de Santiago y a menos de 20 de Viña del Mar, este hermoso lugar forma parte de una red de humedales costeros de la región de Valparaíso. Las playas, albuferas, dunas, bosque nativo y quebradas que lo rodean, hacen de este humedal un sitio con una enorme biodiversidad. Por eso, no es casualidad que allí puedas encontrar 75 especies diferentes de aves.

El Siete Colores, considerado el “pájaro más lindo de Chile”, es uno sus principales atractivos, aunque dar con él no es para nada sencillo, debido a su extrema timidez.

En Mantagua también podrás observar ejemplares de pidén, becasina pintada y huaras. Una de las particularidades de este complejo es que, en su interior, existe una posada que ofrece servicios de kayaks y cabalgatas, actividades que harán de tu birdwatching una experiencia distinta.

¿Cómo llegar?

Desde Santiago, debes tomar la Ruta 5 en dirección norte. Al llegar a la comuna de Nogales, incorpórate a la carretera F-20 y avanza hacia el sur hasta llegar a la localidad de la Greda. Allí debes tomar el camino F-30-E, que te llevará directamente hasta el humedal.

Humedal de Batuco

Birdwatching en el humedal de Batuco

A sólo 30 kilómetros al noreste de Santiago se encuentran la Laguna Batuco y el tranque San Rafael. Considerado el humedal más importante de la Región Metropolitana, allí es posible avistar alrededor de 70 tipos de aves, entre residentes y visitantes.

La diversidad de avifauna de este lugar es impresionante, no sólo por la variedad de las especies, sino también por la alta concentración de éstas. Aquí se encuentra la mayor población de patos rinconeros en el mundo. El pato colorado, el jergón grande y la tagua de frente rojas, son sólo algunas de las aves que podrás encontrar en este hermoso lugar de la Región Metropolitana.

¿Cómo llegar?

El Humedal de Batuco se encuentra entre las comunas de Lampa, Tiltil y Quilicura. Desde Santiago, debes tomar la ruta 5 en dirección norte y tomar la salida a Batuco. A la salida norte del pueblo, encontrarás este pequeño paraíso de las aves.

Desembocadura del Río Maipo

Birdwatching en la desembocadura del Río Maipo

Enclavado en entre las comunas de Santo Domingo y San Antonio, en la región de Valparaíso, este lugar reúne las condiciones ideales para los birdwatchers.

En este ecosistema es hábitat de 130 especies de aves, lo que representa el 27% de la avifauna de Chile. Durante los meses de verano, se reúnen alrededor de 18 mil individuos, lo que lo convierte en un verdadero paraíso para los amantes de esto gráciles animales.

Entre las especies que puedes contemplar, destacan el cisne de cuello negro, taguas, zarapitos, pelícanos y taguas, entre muchas otras.

¿Cómo llegar?

Desde Santiago, debes tomar la Ruta 78. Al llegar a la localidad costera de Llolleo, debes doblar a la izquierda y seguir el camino que va hasta Santo Domingo. Después de cruzar el puente que atraviesa el río Maipo, incorpórate en el primer camino pavimentado que hay a mano derecha.